Inspiracion
Las parejas y los paradigmas de relación.
 Cuando dos personas se casan en forma convencional, la fuerza de la energía arquetipal es tan fuerte que ellos están casi obligados a jugar roles predeterminados. Muchas personas que juran que no van a reproducir los matrimonios de sus padres, eso es lo que justamente hacen. ¿Porqué? Porque mas allá de las buenas intenciones, esta el ímpetu arquetipal del sistema matrimonial que construido sobre miles de años, tiende a prevalecer y a crear la realidad. Hombre y mujer caen en los roles de “proveedor” y “nutridora” o entran en los juegos de poder para ver quien puede dominar y quien se somete. O juegan al drama de victimas, abusadores y rescatadores. Y muy a menudo los modelos de estos roles los traen de sus padres.

Estos modelos son aprendidos desde la infancia cuando el niño observa a sus padres en la danza de la relación de pareja y graba en el subconsciente todos los detalles como referencias para el futuro. En Metafísica llamamos esto el drama del “Niño Interno” y contiene todos los temas no resueltos de ambas familias, experiencias y probablemente vidas pasadas, en las cuales el alma haya jugado los papeles en el “drama familiar”.

Hemos aprendido a explicar este proceso de los roles del alma como “karma ” y nos decimos que pasamos por esta experiencia para aprender. La pareja en la relación es vista como un espejo de nuestros temas y nosotros diligentemente trabajamos para asimilar cualquier sea el aprendizaje para nosotros. Y probablemente reencarnemos para continuar con este supuesto aprendizaje.

Roberto Trevilla

No comments so far!
Leave a Comment